Eventos perdidos.

3 comentarios



Como habéis comprobado, últimamente me cuesta bastante sentarme y actualizar el blog, haciendo caso omiso al consejo de Ed Bennet de publicar constantemente o no publicar en absoluto. Tengo a mis otros demonios arrinconados, y lo terrible es que mi abandono se ha extendido al mundo real.

Así, he quedado fatal con todas las personas a las que esperaba ver el pasado 20 de noviembre en el I Encuentro de la Blogosfera Sanitaria Vasca al que, finalmente, no pude asistir. (¡Lo siento mucho!!!). Afortunadamente, una de las ventajas de perderse eventos relacionados con el mundo 2.0, es que quienes sí estuvieron, nos aportan sus crónicas sobre los mismos y podemos estar al tanto de lo todo lo que ocurrió.

Tampoco estuve el pasado 12 de noviembre en la Jornada sobre Innovación participativa en Sanidad, celebrada en el Hospital de Cruces. No escuché a Jens Peter Jensen, Director de Proyectos de Midtlab, hablar sobre el enfoque aplicado a la innovación sanitaria en la región central de Dinamarca. En este caso, podemos encontrar un resumen en Komplex blog y otro en el boletín de noticias del hospital, pero no las presentaciones, con lo que nos quedamos con las ganas de profundizar en la materia (¡es lo malo de perderse eventos!).

Finalmente, debo confesar que tampoco acudí al Hotel Nervión de Bilbao el pasado 1 de diciembre para escuchar la conferencia del Consejero de Sanidad, "Nuevos retos y soluciones para la Sanidad Vasca". En este caso, contamos con el resumen que nos ofrecen desde dentro de Bilbao (al parecer, realizó alguna mención a la estrategia de la cronicidad en Euskadi).

No puedo prometer que no seguiré perdiéndome eventos. Sin embargo, intentaré no dejar pasar tanto tiempo entre publicaciones en el blog... ¡ya veremos si lo consigo!!


Read On

Liderar en la oscuridad.

2 comentarios

Barry Gruenberg nos dejaba hace unos días en Blogging Innovation un post sobre liderazgo que rompe con ese mito del líder como super-persona que toma decisiones difíciles de una manera rápida. Sin embargo, el fenómeno del "juicio apresurado" crea una presión indebida sobre los responsables que puede llevarles a escoger un camino antes de tiempo, incluso cuando se encuentran ante un problema complejo.

Para ser realmente efectivo la clave está, como todo en esta vida, en encontrar el equilibrio. En este caso, se trataría de encontrar el equilibrio entre la necesidad de encontrar una solución única con el requisito de tener en cuenta las distintas perspectivas a tener en cuenta a la hora de analizar una cuestión.

Está claro que se necesita invertir tiempo en obtener una comprensión más robusta de los procesos de pensamiento que hay detrás de las distintas perspectivas en conflicto, lo que ralentiza el proceso de toma de decisiones. Sin embargo, es la vía para encontrar soluciones mucho más robustas.

Disminuir la velocidad no es necesariamente un signo de postergación o de indeción. Más bien, se trata de un signo de sabiduría inminente a punto de aplicarse.

Para tolerar este período de pausa, los responsables tienen que exhibir dos cualidades (al parecer, escasas estos días):

1. Confianza en uno mismo (no bravuconería).
2. Paciencia (no procrastinar).

Desgraciadamente, a medida que las presiones externas desde arriba y abajo se incrementan, los líderes experimentan una tendencia incremental a interiorizar las mismas, provocando la duda, el estrés y una imperiosa necesidad de demostrar su valía.

¿El resultado? Los responsables acaban adoptando soluciones pre-existentes que no se ajustan del todo bien a los retos a afrontar. Deciden rápido, pero las decisiones que toman con demasiada frecuencia son defectuosas.

Ser capaz de resistir presiones para actuar rápidamente requiere que los líderes se mantengan a sí mismo y a los demás comprometidos en el proceso de encontrar una manera de encontrar un camino entre la incertidumbre en lugar de aferrarse a las "soluciones conocidas" que sólo ayudan a empeorar el problema.

Este fenómeno es similar a la clásica historia del borracho que busca las llaves de su coche bajo la farola, a pesar de saber que no es ahí donde se le han perdido: "Sé que no están ahí", confiesa, "pero aquí es donde está la luz".

No es fácil buscar en la oscuridad. Tampoco lo es convencer a otros que se unan a la búsqueda.

Será ese, tal vez, el motivo por el que ser un auténtico líder estos días resulta tan difícil.
Read On

En pie de guerra contra las úlceras por presión.

7 comentarios


Un 98% de las úlceras por presión (UPP) se pueden evitar. Sin embargo, según nos informan este reportaje, el Grupo Nacional para el Estudio y Asesoriamiento de Úlceras por Presión y Heridas Crónicas (más conocido por GNEAUPP), estima que, en la actualidad alrededor de 9.000 personas padecen estas terribles lesiones.

Y si no os convence el argumento de que se puede evitar el el sufrimiento de 120 pacientes cada día en un hospital de tamaño medio, y necesitáis otro motivo para terminar con las úlceras por presión, ahí va otro dato: el coste del tratamiento en España supera los 600 millones de euros cada año. De ellos, 150 millones se destinan sólo a apósitos.

Para concienciar sobre este problema desde el GNEAUPP han lanzado este año la campaña "STOP A LAS ÚLCERAS POR PRESIÓN". Durante la misma, se han difundido carteles informativos sobre su prevención y, además, han solicitado a distintas personas que presten su imagen para darle una mayor difusión. Javier Cámara, quien interpretara a un enfermero en la película "Hable con ella", es el padrino de esta iniciativa.

En el Hospital de Cruces también nos hemos adherido a esta iniciativa del GENEAUPP. Para intentar darle mayor difusión, las enfermeras del hospital han elaborado este vídeo con las fotos de las personas que han decidido colaborar prestando su imagen. Como lo han hecho con mucha ilusión y es por una buena causa, os pedimos que le déis la mayor difusión posible...

¡No dejes que las Úlceras por Presión te den mala vida!
Hasta en un 98% de los casos se pueden prevenir.




Para aprender más:

Página web del GNEAUPP.
Página en facebook de la campaña

¿Sabías que...? sobre UPP en Cuidando.es
Blog úlceras y heridas

Vídeo campaña Javier Cámara.
Reportaje sobre las UPP en la revista Consumer, de Eroski.
Read On

Innovando, que es gerundio.

3 comentarios

La tarea de innovar en la sanidad pública parece una misión imposible. Nos escudamos en las estructuras jerárquicas y el inmovilismo, aunque, en realidad, las organizaciones están repletas de personas que están constantemente haciendo cosas y que, de contar con el apoyo suficiente, podrían iniciar proyectos de innnovación. Más que falta de capacidad, tenemos falta de decisión.

La pasada semana, podíamos encontrar en la web distintas experiencias innovadoras en el ámbito de la salud:

El Dr. Casado nos hablaba de los Seminarios de Innovación en Atención Primaria, organizados por el Dr. Juan Gervás desde hace 6 años y se preguntaba sobre la conveniencia de incorporar a pacientes en los mismos. Una opción que a varios nos parecía muy interesante y que no entiendo porqué ha de ser fuente de temor.

Por su parte, Rafa Pardo compartía con todos nosotros la presentación de la iniciativa i2Health Sant Pau, puesta en marcha por el hospital del mismo nombre, que va a apoyarse en la metodología living lab, a fin de que, sea, precisamente, el paciente, el centro del proyecto. En su blog tenéis más información, y también podéis seguir el desarrollo de toda esta historia en facebook y twitter:

i2Health Sant Pau nace con el usuario en mente, con una actitud, con una mentalidad 2.0; hay que primar el diálogo, hay que primar el feedback y los enfoques clásicos de investigación y desarrollo sencillamente no nos sirven.
Hemos de ir mucho más allá.
Así que después de evaluar diferentes enfoques metodológicos, se ha decidido que i2Health Sant Pau funcione como un LivingLab.
Un LivingLab es un entorno organizado en torno al usuario, integrando procesos de desarrollo e innovación concurrentes, en el seno de un pacto que integre administración pública, patrocinio privado y sobre todo, a los ciudadanos.
Otra definición sería el de un entorno de innovación abierta, con características de la vida real, en el cual la innovación generada por los ciudadanos es parte del proceso de co-creación de nuevos servicios, productos e infraestructuras sociales.
El hecho de usar esta metodología lleva implícitos conceptos de simulación, pues el desarrollo y prueba requiere que el usuario sienta que el entorno es lo más cercano a la realidad posible...
Así que si queremos emular un entorno de dependencia, una vivienda, deberíamos crear un espacio dentro de i2Health Sant Pau que simule una vivienda.
Si queremos emular un hospital dentro del Centro, deberemos crear un espacio que simule un mini hospital.
Un hospital dentro de un hospital...
Y para ello, deben participar en pie de igualdad ingenieros, clínicos y pacientes.
Nadie dijo que fuera fácil.

No es fácil, no. Como tampoco lo es la innovación en management de la que nos hablan en Salud y Gestión. Una reivindicación de que otro tipo de innovación, más a allá de la científica, no sólo es posible, sino que también es vital para las organizaciones y que aporta un valor esencial si queremos cambiar las formas de hacer ancladas en el pasado.

En el Hospital Sant Joan Deu, han decidido apostar por este camino, donde "la asistencia, pero también la investigación y la innovación, intentan dar respuesta a los problemas de los pacientes y las vías para transmitir el conocimiento que de ello se deriva son la docencia y la divulgación". En este otro enlace, comparten con nosotros las lecciones aprendidas en este viaje de la innovación en gestión.

Parece que hay quien está consiguiendo innovar a pesar de las dificultades. Y mientras resumo estas iniciativas, no dejo de pensar en aquello que Juan Urrutia nos dijo una vez: "¿Por qué innovar?"...  "Porque los demás innovan."


Videoclip del primer single del nuevo disco de Miss Caffeina titulado "Imposibilidad del Fenómeno"
Read On

Aprender de los éxitos y de los fracasos.

0 comentarios

El Observatorio para la Seguridad del Paciente ya ha publicado en slideshare todas las experiencias compartidas sobre prácticas seguras en el Encuentro Seguridad10 "Aprender de los aciertos", celebrado el pasado mes de septiembre en Sevilla. Allí podéis encontrar casos de éxito en distintos ámbitos relacionados con la seguridad del paciente y que, tal vez, pueden servir como fuente de inspiración/imitación para otras organizaciones.

Al hablar de prácticas de éxito, siempre pienso: "¿Qué hay de los errores? ¿Acaso no podemos aprender de ellos?". No suele hablarse de los fallos en los congresos y conferencias, pero éstos también pueden ser una fuente de aprendizaje, como nos cuenta David Simms en este post de la HBR

Solemos pensar que hemos aprendido más de nuestros errores que de nuestros aciertos, pero seguimos siendo reacios a compartirlos. Así que estoy de acuerdo con la conclusión del artículo:

Sean cuales sean las consecuencias, la dolorosa lección que se ha aprendido, si la misma se comparte adecuadamente, puede beneficiar a otra persona. Retándonos a compartir historias que no tienen un final feliz, podemos ayudar a otros y, quizá, aprender algo más sobre nosotros mismos en el proceso.


Read On

Internet en la consulta: una necesidad.

2 comentarios



Como no podía ser de otra manera, y, aunque seguramente, a estas alturas, habéis visto ya este logo hasta la saciedad, mis otros demonios no podían ser menos y piden también que se termine de una vez por todas y en todas partes con los bloqueos en el acceso a internet. El Gerente de Mediado, haciéndose eco de un estudio de Hartzband y Groopman, señala que "nada ha cambiado la práctica clínica como una reciente innovación llamada internet." 

Sin embargo, parece que todavía hay quien no se ha enterado, a la vista de este mapa de situación. ¿Quienes tienen el acceso a internet libre no tendrán los problemas de seguridad y capacidad de la red que argumentan otros para utilizar el web(non)sense

Os dejo con el manifiesto de esta iniciativa:


A punto de finalizar la primera década del siglo XXI, muchas consultas médicas de nuestro país, aun disponiendo de ordenador conectado a una red informática, tienen bloqueado el acceso a Internet o éste se encuentra muy limitado… por decisión de los gestores sanitarios. Como en el absurdo caso de los diversos calendarios de vacunación españoles, las restricciones son diferentes de unas comunidades autónomas a otras, llegando a ser casi absolutas en algunas de las que se autoconsideran más avanzadas en la implantación de las nuevas tecnologías en el ámbito sanitario. [ver mapa de la situación] Resulta evidente que esta actitud de censura es precisamente una muestra de desconocimiento, tanto de la utilidad como del funcionamiento de esas nuevas (ya no tanto) tecnologías y además constituye una flagrante desconsideración hacia el médico y sus pacientes. Es de sentido común que este error se subsane cuanto antes y en consecuencia solicitamos el acceso abierto y sin restricciones a Internet desde las consultas de los profesionales sanitarios españoles para solucionar una necesidad real, tanto de ellos como de la población atendida, y que se concreta en:
  • Necesidad de INFORMACIÓN. Prácticamente todo resulta accesible a través de la Red. Un centro sanitario es también un centro de información que, para realizar adecuadamente su función, requiere acceso a cualquier fuente de datos disponible.
  • Necesidad de FORMACIÓN. La formación continuada es parte del trabajo de un médico. La enseñanza online con tecnología multimedia es una de las vías de formación más extendidas en las ciencias biomédicas. Internet es en la actualidad la mayor biblioteca de temas médicos y relacionados con la salud.
  • Necesidad de COMUNICACIÓN. A todos los niveles: con los pacientes, los colegas, los gestores y la comunidad.
  • Necesidad de PARTICIPACIÓN. La medicina actual implica la participación y la ayuda del paciente en la toma de decisiones clínicas que afectan a su salud, y también de los colectivos de enfermos.
Pretendemos con esta nota dar a conocer a la sociedad española esta injustificable situación anacrónica y trasladar la petición de un Internet abierto a los responsables de la gestión sanitaria en cualquier nivel de responsabilidad en que se encuentren.



Para saber más:
Internet en la consulta: una necesidad.
¿Quién trata a tu médico como si fuera tonto?
Read On

El arte de la elección.

1 comentarios

En este vídeo de TED, Sheena Iyengar analiza cómo hacemos elecciones y cómo nos sentimos en relación con la decisión que tomamos finalmente. Creo que podemos extraer de la conferencia una valiosa lección aplicable al trabajo en equipo y una reflexión sobre el proceso de elección al que se ven sometidos pacientes y familiares.

1. Trabajo en equipo.

La presunción de que nuestro desempeño es mejor cuando es el individuo el que elige por sí mismo, sin tener en cuenta a los demás, únicamente es cierta cuando esa persona está claramente separada del resto. 

Cuando dos o más individuos ven que sus elecciones y sus consecuencias están íntimamente relacionadas, haciendo que la elección sea un acto colectivo el éxito de ambos puede amplificarse. 

Insistir en que elijan independientemente, puede, en realidad, poner en peligo tanto su rendimiento como sus relaciones. 

2.  La elección en decisiones sobre la salud.


Iyengar nos expone los resultados de un estudio realizado sobre las consecuencias del poder de la elección en padres estadounidenses y franceses que tuvieron que afrontar la muerte de sus bebés tras sufrir anoxia cerebral. 

En Estados Unidos, fueron los progenitores quienes tuvieron que decidir si retirar el soporte vital, sin el que moriría en cuestión de horas, o mantenerla en el mismo, caso en el cual podría morir en cuestión de días. Si sobrevivía, permanecería en un estado vegetativo permanente, incapaz de caminar, hablar o interactuar con otros. En Francia, sin embargo, fueron los médicos quieres decidieron si y cuándo el soporte vital sería retirado.


Descubrieron que el haber tenido que tomar la decisión o haberla dejado en manos de los médicos, sí tenía influencia en el modo en que los padres sobrellevaban la pérdida. Los estadounidenses expresaban con mayor frecuencia emociones negativas, en comparación con los franceses. Era más probable que los franceses expresaran sus emociones diciendo cosas como "Nos dió una nueva perspectiva de la vida", mientras que los comentarios de los estadounidenes eran: "¿Y si...? ¿Y si...?" o "Siento como si me hubieran torturado deliberadamente". 


Sin embargo, cuando se les preguntó a los padres estadounidenses si hubieran preferido que los doctores tomaran la decisión, todos contestaron "No". Simplemente, no podían imaginarse delegando esa elección en otra persona, incluso aunque enfrentarse a ella supusiera sentirse atrapados, culpables, enojados. 

No pudieron considerar renunciar a elegir, porque hacerlo habría ido en contra de todo lo que les había sido enseñado y todo lo que habían llegado a creer sobre el poder y el propósito de elegir.


Analizar las distintas perspectivas sobre la elección en las distintas partes del mundo, nos ayuda a darnos cuenta de todo el potencial de la elección. Al estudiar otras visiones del mismo tema, podemos ver el acto de elegir en toda su rareza y complejidad y encontrar nuevos ejemplos sobre la importancia de la perspectiva cultural en el ámbito de la salud. 

Para aprender más:
Cuando decidir es un problema.




Read On

En busca del modelo de gestión de la calidad perfecto.

0 comentarios

El instituto Universitario Avedis Donavedian va a coordinar un estudio para determinar cuál es el mejor modelo de gestión a seguir por los hospitales europeos. Se trata del proyecto DuQuE (Deeping our Undestarnding of Quality Improvement in Europe), durante el cual van a evaluar si los sistemas de calidad implementados en los centros tienen una relación con los resultados en la atención, como nos cuentan en Diario Médico.

La última vez que investigaron este mismo asunto, en un estudio anterior denominado MARQuIS (Methods of Assessing Response to Quality Improvement Strategies), llegaron a la conclusión de que "todo funciona si se hace bien". Esto es; aunque el modelo no sea ninguna maravilla metodológicamente hablando, éste funcionaba si existía un muy buen liderazgo o si el hospital en cuestión estaba expuesto a un cierto grado de presión externa que les obligaba a utilizar la evaluación como ayuda para mejorar la seguridad y la calidad. Por supuesto, también señalaron como decisiva la implicación de los profesionales con el modelo en cuestión.


No sé si existe un modelo de gestión de la calidad perfecto. Sin embargo, tengo bastante claro que no hay nada peor que no saber a dónde se dirige una organización ni el camino que se va a tomar para alcanzar los objetivos. Así que, de momento, me quedo con la conclusión a la que llegaron con el proyecto MARQuIS (¡hay que ver la obsesión con los títulos nobiliarios tienen en este instituto!).

Adoptar el modelo de gestión de la calidad de EFQM, la metodología Lean Sigma,  buscar la obtención de certificaciones ISO, premios a los servicios excelentes o acudir, incluso, a Disney, puede servir como guía para que las organizaciones no sean absorbidas por el día a día, y no pierdan el norte. Lo importante no es el papel lleno de sellos, sino mejorar constantemente el servicio que prestamos a las personas que acuden a las instituciones sanitarias en busca de ayuda. Este tipo de herramientas, pueden ayudarnos a ello, si sabemos llevarlos a la práctica y siempre teniendo en cuenta que son un medio, y no un fin.

Como premio a los que habéis leído hasta el final este post, os dejo con una canción que escuché por primera vez gracias a Mikel en fitting room el pasado sábado y que no tiene desperdicio: Whip my hair by Willow Smith (hija de Will Smith y hermana del último Karate Kid).
¿No existe la figura del defensor del menor en USA?

Read On

20N: Encuentro de la blogosfera sanitaria vasca.

1 comentarios



Lo anunció ayer Lis Ensalander y la noticia corre ya como la pólvora de blog en blog... ¿Todavía no te has enterado?

El próximo 20 de noviembre, en el Colegio de Médicos de Bizkaia, tendrá lugar el primer encuentro de la blogosfera sanitaria vasca. Un evento que, sin duda, no debes perderte. 

La convocatoria está abierta a todos aquellos que quieran saber un poquito más sobre este mundo y la inscripción, gratuita, puede realizarse a través de esta dirección de correo electrónico: osasunif@icombi.org.

Así que ya lo sabéis, reservad ese día con letras de oro en vuestras agenda.

Espero encontraros allí.

Para aprender más:


Read On

Salud en red. No todo es mentira.

0 comentarios


Bien sabido es que en internet podemos encontrar de todo. Y bien sabido es (aunque desconozco si se trata de una práctica extendida), que debemos guiarnos por el sentido común para dar con aquella fuente que realmente nos proporcione información veraz y de calidad, especialmente en lo que a salud se refiere.

En este artículo de El País, profundizan sobre este tema y, además de muchos ejemplos de fuentes fiables, nos dan algunas pautas para distinguir el grano de la paja:




El Foro del Paciente aconseja comprobar que la página que se consulta esté acreditada por algún sello de calidad (como Web Médica Acreditada del Colegio Oficial de Médicos de Barcelona o el HONcode de la Health on the Net Foundation), se revise periódicamente, avise de que sus contenidos "nunca podrán sustituir la intermediación del profesional sanitario", deje constancia del autor, cite fuentes y fecha de actualización, y permita contactar o intercambiar impresiones con los responsables de la información. 

Que sea accesible, trate los datos personales de manera transparente y responsable, y utilice un lenguaje asequible (las incluidas en el Foro del Paciente puede entenderlas un alumno de 2º de ESO). 
"Mejor vídeo que lectura, y mensajes cortos", apostilla el médico y creador del Foro, Albert Jovell, que anima a quien navega a adoptar un espíritu crítico: "Los datos no tienen que ser ciertos solo porque estén en Internet. Y, en todo caso, serán datos generales, no la historia concreta de nadie". 

Ignacio Parada, fundador de la red social Vi.Vu, da importancia a que quienes generen los contenidos sean médicos y a que la web se responsabilice de que así sea identificando los números de colegiado. "Una de las claves es verificar en el Consejo General de Colegios de Médicos si un facultativo es quien dice ser", recomienda.

Ya lo sabéis: ¡sentido común!

Read On

Cosas que nos cuentan los e-patients.

1 comentarios


 Últimamente, me han llamado la atención varios post publicados en e-patients.net. Os recomiendo que los leáis, si os los perdisteis:

En el primero de ellos, hacen referencia a un artículo publicado en Annals of Internal Medicine, en el que recogen el curioso caso de pacientes con un stent cadíaco convencidos de que éste iba a prevenir que sufrieran otro ataque al corazón. Sin embargo, lo único que les habían dicho los médicos es que el mismo les podría aliviar el dolor del pecho en el futuro. ¿Acaso sólo escuchamos lo que queremos oír?

En el otro, destacan un par de comentarios de un interesante debate sobre la seguridad del paciente, en el blog Running a hospital:

  • Jim Conway: "Nuestros sistemas son demasiado complejos como para esperar que personas extraordinarias desempeñen su labor de manera perfecta el 100% de las ocasiones. Como líderes, tenemos que poner en marcha sistemas que apoyen una gran práctica por parte de personas que son humanas y que comenterán errores".
  • De un paciente que sufrió dos errores quirúrgicos en diez meses: "Después de meses sufriendo el sistema, por fin tuve la oportunidad de hablar con el cirujano. Las palabras que más sentido tuvieron fueron aquellas que describían lo mal que se había sentido él también por aquel incidente que ambos compartimos en el quirófano. Al fin, no estaba solo".

Y así, el e-paciente Dave, concluye: "Me rompe el corazón pensar que en las buenas vidas que se arruinan por nuestra incapacidad cultural para lidiar con honestidad con los errores que suceden en entornos complejos."

Para aprender más:
Lo que el médico dice y lo que el paciente oye.

 



Read On

Hospitales magnéticos.

5 comentarios

Un hospital magnético, lo sé gracias a Cuidando.es, es un hospital excelente. Como explica Sergio López Alonso en este editorial, el término se acuñó en Estados Unidos, cuando, ante la escasez de enfermeros y la incapacidad de muchas organizaciones sanitarias para retener a los mismos, se comenzó a estudiar qué es lo que hacía que algunos centros no tuvieran este tipo de problemas. 

Así, los estudiosos comenzaron analizando los factores que influían en la satisfacción personal y profesional de los enfermeros (su estatus, su rol en relación a la calidad del cuidado del paciente, el ratio enfermero-paciente, la autonomía y responsabildiad en el cuidado del paciente, la flexibilidad de horarios, etc.). Luego, se dieron cuenta de que aquellos centros en los que la satisfacción laboral era más elevada, en los hospitales magnéticos, también se daban los índices de mortalidad más bajos, una mayor satisfacción de los pacientes con el cuidado enfermero e, incluso, un entorno más seguro frente a accidentes laborales. 

De este modo, el concepto "hospital magnético" ha evolucionado hacia el significado de "hospital excelente", siendo algunas de sus características: un fuerte liderazgo, un estilo de gestión inclusivo, autonomía, relaciones médico-enfermeras fluidas y positivas, recursos suficientes, posibilidad de desarrollo profesional, opciones de formación posterior y de promoción, como nos indica Pedro L a través de un comentario


Ya lo véis, los trabajadores más felices, son los que mejores resultados obtienen. Hasta en la revista Forbes están de acuerdo.


Para aprender más: 
Hospitales magnéticos en Cuidando.es
ANCC Magnet Recognition Program
Conferencia de  Marianne Ditomasi, en el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla.

Hoy os dejo con un vídeo, de alguien que, seguramente, también estará encantado con su trabajo: Leroy Bejarano. Un día este chico de Vitoria empezó a colgar sus vídeos en internet y ahora, está en Miami preparando su salto a la fama con un productor de Beyoncé. ¡Lo que hacen las tecnologías!

Read On

Moodle cumple 8 añitos.

0 comentarios

El pasado 20 de agosto Moodle cumplía 8 añitos, así que vamos a dedicarle un espacio para celebrarlo. Ya sabéis que Moodle es un Sistema de Gestión de Aprendizaje open source (LMS o Learning Management Systems, en inglés), es decir, un entorno virtual donde una organización puede gestionar sus recursos educativos y que puede ser utilizada gratuitamente.

El padre de la criatura es un señor llamado Martin Dougiamas, tan ocupado con su proyecto que no tiene tiempo de actualizar su propia web.  El diseño y desarrollo de Moodle está basado en una filosofía del aprendizaje denominada "constructivismo", la cual afirma que el conocimiento se construye en la mente del estudiante en lugar de ser transmitido sin cambios a partir de libro o enseñanzas y en el aprendizaje colaborativo. Un docente que opera desde este enfoque, crea un ambiente centrado en el alumno que le ayude a construir ese conocimiento con base en sus habilidades y conocimientos propios en lugar de, simplemente, publicar y transmitir la información que se considera que los estudiantes deben conocer.

Una de las ventajas fundamentales de Moodle es que está continuamente mejorando, gracias al trabajo de distintos desarrolladores distribuidos por todo el mundo. Por ello, no es de extrañar que sea la plataforma de e-learning más utilizada en nuestro entorno.  Además, al ser tan utilizada, tenemos un montón de información en internet que nos puede ayudar a comprender y utilizar mejor esta herramienta. Como muestra, este botón en forma de póster publicado en el blog Cat's Pyjamas, en el que, en función de lo que queremos conseguir, nos recomiendan utilizar un recurso u otro. 



Y vosotros, ¿utilizáis Moodle como herramienta para la formación en vuestras organizaciones?



Para aprender más:
Moodle
Tutorial Moodle, Hot Potatoes y Exe
Curso sobre Moodle
Moodle guide for teachers.
Moodle tutorials.
Instrucciones para la instalación de Moodle.
Tutorial para la instalación de Moodle en un servidor remoto.
Post sobre la instalación de Moodle en un servidor remoto.
Libro: Plataforma Educativa Moodle, que, además, me ha servido como bibliografía para este post.
Read On

Isaac Asimov y el aprendizaje.

2 comentarios

 "La auto-educación es, estoy convencido,
el único tipo de educación que existe".
Isaac Asimov.

En el blog de Euskalit nos han dejado este interesante vídeo en el que Isaac Asimov nos da su visión ("futurística") sobre la manera de aprender de las personas una vez que todo el conocimiento que quisiéramos obtener estuviera disponible, por ejemplo, a través de un ordenador.

No está tan lejos de las teoría del conectivismo de la que hablábamos hace un tiempo, ¿verdad?

Read On

El Hospital Son Llátzer y sus estancias formativas patrocinadas.

1 comentarios

Los centros sanitarios públicos, normamente, cuentan con un presupuesto limitado para proyectos al margen de la actividad asistencial, como puede ser, por ejemplo, la formación. En muchas ocasiones, los profesionales se ven en la difícil situación de tener que solicitar ayudas a la industria farmacéutica, viendo que, de otra manera, no van a poder encontrar financiación para continuar con el desarrollo de sus competencias profesionales. 

En el Hospital Son Llátzer, dependiente del Servicio de Salud de las Islas Baleares, han decidido acabar con esa situación y ser creativos a la hora de buscar financiación. De esta manera, han establecido una serie de alianzas con empresas del ámbito privado, fundaciones o instituciones sin ánimo de lucro. Éstas prestan su apoyo económico para que los profesionales del hospital lleven a cabo estancias formativas en otros centros y puedan así adquirir los conocimientos necesarios para, a su vuelta, desarrollar nuevas actuaciones médicas o de enfermería en el hospital.

¿Qué ganan las empresas con ello?

  1. Las empresas demuestran su compromiso con la mejora de la sanidad, lo que refuerza su imagen ante clientes actuales y/o potenciales.
  2. La iniciativa ha llamado la atención de la prensa. Cada artículo sobre la misma, supone publicidad para las empresas que participan en el programa.  
  3. Visibilidad en las instalaciones del Hospital: en los vestíbulos de hospitalización y de consultas externas se van a colocar unos banderines permanentes en los que figuren los nombres de las empresas colaboradoras/amigas del Hospital. 
  4. Jornadas sanitarias:
  5. Desgravaciones fiscales.
Está claro que, de esta manera, el Hospital puede llevar a cabo un programa formativo que va a contribuir a prestar mejores servicios a los ciudadanos y que, de otra manera, no hubieran podido llevar a cabo. Así que, todas las partes implicadas salen ganando. No es mala idea, ¿verdad?

Si queréis saber algo más sobre esta iniciativa, os sugiero que visitéis este enlace de PeriscopiHos.

Read On

Herramientas para la higiene de manos

0 comentarios

El Observatorio para la Seguridad del Paciente sigue ampliando contenidos en su sección dedicada a la mejora de la higiene de manos. Así, además de poner a disposición de todos aquellos interesados los materiales adaptados de la estrategia multimodal de la OMS, han desarrollado una versión online de los cuestionarios que propone el Ministerio de Sanidad y Política Social para la evaluación de la mejora de la higiene de manos

  • La observación directa del cumplimiento de los cinco momentos marcados por la OMS.
  • La utilización de cuestionarios de percepción y conocimiento sobre higiene de manos, publicados por la OMS.
  • El análisis de los datos obtenidos a través de estos cuestionarios.

Sobre este tema, además, hace unos días @riojasalud se hacía eco de este artículo, publicado en Diario Médico, sobre la higiene de manos en el entorno laboral:
Un estudio publicado en BioMed Central Infectious Diseases ha descubierto que el absentismo debido al catarro, a la fiebre o a la tos, en la administración pública, se reduce cuando los trabajadores utilizan este tipo de desinfectantes.

Nils-Olaf Hübner dirigió un equipo de investigadores de Alemania que analizaron los síntomas de las faltas al trabajo de 129 sujetos. En su opinión, "el estudio muestra cómo desinfectarse las mano reduce el número de episodios, en la mayoría de los síntomas examinados".

Los participantes fueron divididos en dos grupos. El grupo de control mantuvo su comportamiento de higiene habitual y al de intervención le pidieron que utilizara el jabón al menos cinco veces en cada jornada laboral. El uso del desinfectante fue recomendado especialmente después de realizar actividades que podrían facilitar la trasmisión de virus o de bacterias, como ir al servicio o sonarse la nariz.

Mientras que el efecto de los desinfectantes de manos en los servicios médicos y en otros ambientes no clínicos como el del cuidado de niños, ha sido documentado como efectivo a la hora de mejorar la salud laboral, en otros entornos no había sido evaluado. El estudio también muestra una reducción de los síntomas de patologías durante el tiempo en el que los participantes no faltan al trabajo, sugiriendo que el uso del jabón puede incrementar los niveles de salud en los trabajadores e incrementar la productividad.

"El uso del desinfectante de manos puede introducirse y mantenerse como una parte habitual de la higiene del día a día y utilizarse como un método eficiente para aumentar la salud de los trabajadores y la productividad", subraya Hübner.



Para recordarnos la importancia de la higiene de manos, os dejo con Sandra Ibarra. Ya lo sabéis: "¡La solución pasa por tus manos!"


La foto es de una campaña de marketing de la que nos hablaron hace tiempo en Salud con Cosas. Si tenéis un rato, visitad la web...


Para aprender más:
Vídeo sobre la higiene de manos para pacientes, CDCTV. 
Vídeo sobre la higiene de manos del Hospital Costa del Sol. 



Read On

Las 20 cualidades de un innovador.

5 comentarios

En Blogging Innovation (vía gnoss) nos animan a realizar una interesante auto-evaluación de nuestras cualidades como innovadores, de modo que podamos tomar conciencia de nuestros puntos fuertes (y descubramos cómo apoyarnos en ellos) y áreas de mejora (para que podamos intentar superarlas). 

De este modo, si decidimos de una vez dejar de dejar de culpar a la organización, la economía, los políticos, el jefe o a nuestro signo del zodíaco y asumir nuestra responsabilidad de innovar, una buena manera de empezar es puntuar, en una escala de 0 a 10, nuestro comportamiento en el trabajo según manifestemos en mayor o menor medida las siguientes características: 

  1. Desafía el status quo.
  2. Curioso.
  3. Auto-motivado.
  4. Visionario.
  5. Le gusta lo fantástico.
  6. Asume riesgos.
  7. Se mueve.
  8. Sentido del humor.
  9. Se acepta a sí mismo.
  10. Flexible/ sabe adaptarse.
  11. Establece nuevas conexiones.
  12. Reflexivo.
  13. Reconoce los patrones subyacentes.
  14. Tolera la ambigüedad.
  15. Comprometido con el aprendizaje.
  16. Equilibra intuición y análisis.
  17. Colaborativo.
  18. Formalmente articulado.
  19. Resiliente.
  20. Perseverante.
¿Qué tal los resultados? ¿Algún innovador en la sala?

P.D.- No puedo despedirme sin mencionar que, tal día como hoy, hace un año, comencé con la extraña tarea de escribir este blog. Casualidades de la vida, también es hoy el día en que llegó a mis otros demonios el turno de aparecer en las entrevistas de prsalud. Os dejo aquí el enlace. Llegar hasta aquí ha sido otra pequeña victoria, así que vamos a celebrarlo con Mr. Jones... 

Read On

Vídeos para cuidadores del Gobierno de Aragón.

0 comentarios

Veo en el Observatorio para la Calidad de la Formación que el Gobierno de Aragón ha creado un canal YouTube en el que están disponibles casi 20 vídeos tutoriales para cuidadores creados por el Departamento de Servicios Sociales. Cada capítulo se dedica a una de las tareas a realizar en los cuidados a personas dependientes: aseo en la cama, higiene de boca, ojos y oídos, cuidados del sondaje vesical, cambios posturales para prevenir úlceras por presión...

Si realmente queremos que los pacientes y cuidadores se impliquen más en sus procesos de salud, vídeos puede ser un material muy útil para que éstos puedan aprender a aplicar cuidados correctamente. Además, los profesionales sanitarios pueden prescribir directamente estos links como refuerzo a las explicaciones que sobre cuidados pueden dar al paciente durante su ingreso hospitalario o su visita en la consulta:


Read On

Evaluando el impacto de la formación.

2 comentarios

¿Cómo sabemos si tiene sentido lo que hacemos? ¿Cómo averiguar si estamos aportando valor a nuestra organización a través de la formación? ¿Cómo encontrar maneras de mejorar lo que hemos hecho hasta ahora? Si no medimos los resultados que obtenemos, es bastante complejo responder a estas preguntas.

El profesor de la Universidad Autónoma de Barcelona, D. José Tejada, durante su conferencia en el VII Congreso de Formación Continuada en Salud, nos habló sobre algunos aspectos que tenemos que tener en cuenta si queremos contestarlas. Os dejo aquí su presentación:
 


Para aprender más:
Materiales utilizados durante el VII Congreso de FC en Salud. 
Read On

Cuando las ideas tienen sexo.

0 comentarios

¡Cuánto tiempo sin comentar un vídeo de TED! 

En esta conferencia, Matt Ridley nos muestra cómo, a lo largo de la historia, la maquinaria del progreso humano ha estado reuniendo y emparejando ideas para crear nuevas ideas que nos hacen mejorar. Lo importante no es lo inteligente que seamos como individuos, sino cómo comunicamos nuestras ideas, y colaboramos entre nosotros, generando un gran cerebro colectivo.


 


Si os apetece vivir en directo la experiencia TED, tendréis la ocasión de hacerlo sin necesidad de ir muy lejos: el 5 de octubre en Madrid con TEDxSol (asistencia gratuita, limitada a 100 personas, que tendrán que inscribirse previamente) y el 27 de noviembre en TEDxBilbao. Todavía no sabemos cómo apuntaros a este último... habrá que esperar a que desarrollen su web (de momento, en construcción)...
Read On

¿Internet nos hace más listos o más tontos?

0 comentarios

Regreso de mi retiro veraniego con esta cuestión que quería plantearos desde que George Siemmens nos la planteara en su blog hace algunas semanas, a raíz de dos artículos publicados en el Wall Street Journal defendiendo tesis contrarias. 

Por un lado, Nicholas Carr, sostiene que internet, con sus constantes distracciones e interrupciones, nos está convirtiendo en pensadores dispersos y superficiales. La riqueza de nuestros pensamientos, de nuestros recuerdos, se basan en nuestra habilidad para centrarnos en una cuestión y mantener la concentración. Sólo cuando nos fijamos en una nueva pieza de información somos capaces de asociarlos significativa y sistemáticamente con el conocimiento ya asociado a la memoria. Gracias a la red, nos estamos convirtiendo en simples unidades de procesamiento de señales, que enlazan rápidamente bits de información inconexa, para luego olvidarla rápidamente.

Por su parte, Clay Shirky, argumenta que la conexión que nos proporciona internet nos permite aprovechar del superávit cognitivo generado por aquellas personas que invierten su tiempo libre en aquellos temas que realmente les importan (en lugar de ver la televisión). Por su puesto, al aumentar el número de comunicadores, la calidad media de los contenidos, disminuye. Tendrán que surgir lentamente nuevas instituciones que establezcan modelos para asegurar la calidad.

Mientras que Carr se basa en estudios actuales de las neurociencias, Shirky confía esperanzado en que encontraremos la manera de lidiar con los contenidos que se generan en la red. Sea como sea, el hecho es que, como siempre, el mundo no deja de cambiar. Lo que no sabemos es si lo hace para bien...

Bueno, pues hasta aquí el primer post después de las vacaciones. Un placer haberlo compartido con vosotros otro amanecer... 

Read On

¡Vacaciones!

4 comentarios

Llega un momento en el año en que hay que pararse y descansar. Y ese momento, ha llegado por fin, para mí. Así que no estaré presente en este mundo 2.0 unos días... aunque amenazo con volver... 


¡Hasta pronto!


Read On

De la Innovación con Cosas: ¿Innovación o Imitación?

7 comentarios

Hoy en Diario Médico, en una de las últimas páginas (la nº 37, más concretamente), encontraréis una columna de opinión firmada por Miguel Ángel Mañez (Salud con Cosas) y una humilde servidora, en la que reflexionamos sobre la importancia de un término un tanto denostado en esta sociedad ávida de innovaciones: la imitación. No siempre se tienen al alcance los recursos y la cultura adecuada para innovar. No siempre son necesarias fórmulas nuevas. A veces, para los problemas a los que nos enfrentamos ya existen soluciones: sólo tenemos que incorporarlas a nuestras organizaciones.

Os dejo aquí el texto completo, no sin antes agradecer al Sr. Mañez su amabilidad a la hora de escribir este texto. ¡Un auténtico lujo!

La segunda i, la letra minúscula que se añadió al ya clásico dueto I+D, anuncia a la que, desde hace unos años, es la palabra de moda: innovación. Ha llegado a convertirse en un valor admirado por la sociedad, hasta tal punto que las organizaciones lo utilizan como elemento diferenciador respecto de sus competidoras. La innovación vende y, para comprobarlo, sólo tenemos que echar un vistazo a las campañas de marketing: son innovadores los coches, los lavavajillas y hasta el pan de molde. Incluso representantes de Farmaindustria hablan de "fármacos innovadores" en contraposición con los "medicamentos genéricos". 
Podemos definir innovación como  "la transformación de ideas nuevas en valor". El éxito es una característica intrínseca a la innovación, por lo que si una idea no llega a aportar ningún valor, por muy pionera que sea, no puede considerarse innovadora. Para conseguirlo, ha tenido que ser aceptada y asimilada hasta tal punto que, lo que en un principio parecía la locura de unos pocos, se convierta en algo cotidiano. No todas las ideas nuevas acaban siendo exitosas y, de hecho, un alto porcentaje de ellas acaban quedándose por el camino, por muy buenas que pudieran parecer a priori.
La innovación va mucho más allá de encontrar una idea afortunada, no hay un "eureka" que marque un antes y un después. Para innovar, las organizaciones necesitan poner en marcha toda una "arquitectura de innovación": desarrollar una estrategia basada en la renovación de productos/servicios, establecer objetivos, designar responsables, equipos, diseñar un sistema de indicadores válido, etc. y tratar de alcanzar un estado en el que toda la organización innove, invirtiendo recursos, recompensando y reconociendo el esfuerzo innovador, es decir; impulsando una cultura innovadora.
Algunas organizaciones sanitarias de nuestro entorno han realizado una importante apuesta para dotarse de esta arquitectura para la innovación, como es el caso del Hospital Clínico San Carlos (Madrid), que ha puesto en marcha una "Unidad de Innovación" o el Hospital Sant Joan de Deu (Barcelona) que cuenta con una Dirección específica de eHealth y Salud 2.0. Aunque todavía sea pronto para hablar de resultados, estamos seguros de que en breve podemos disponer de datos y de hechos.
Ser innovador no es sencillo y, como mínimo, se necesitan decisión, recursos y tiempo, además de la capacidad para aceptar los fracasos con que, sin duda, nos encontraremos al intentar abrir nuevos caminos. ¿Y que ocurre cuando una organización no está preparada para innovar o no tiene los recursos financieros necesarios?. En estos casos, tal vez debamos empezar a pensar en la imitación como una alternativa válida.
Sin embargo, copiar está mal visto. En lugar de reconocer que existen alternativas que podrían satisfacer nuestras necesidades e implantarlas, rechazamos la imitación. Tal vez porque nos han educado en la creencia de que es una práctica ilícita, parece que existe una cierta tendencia a pensar que si seguimos esa senda, no acabaremos bien. Sin embargo, como apunta un estudio realizado por Oded Shenkar al que se hace referencia en el número de abril de la revista Harvard Business Review, la imitación puede llegar a aportar más valor a determinadas organizaciones que la innovación. 
Al igual que la innovación, la imitación es todo un arte. Los buenos imitadores buscan activamente ideas que merezcan la pena ser copiadas, y, si es posible, superarlas en algún aspecto. Su misión es captar la esencia de la iniciativa a reproducir y la adaptarla en la medida  justa a sus circunstancias particulares. De esta forma,  pueden llegar a obtener mayores beneficios que quienes tuvieron la idea original, al no tener que enfrentarse a la elevada inversión que supone innovar y apostar directamente por un concepto de éxito probado.
Aunque no siempre es sencillo imitar. En ocasiones, cuesta dar con la clave del éxito de otras organizaciones. Pensamos, por ejemplo, en la dificultad con que se han encontrado distintos agentes a la hora de imitar el modelo desarrollado por la aseguradora sanitaria sin ánimo de lucro Kaiser Permanente. Cuando hablamos de intangibles, como la cultura organizativa, la imitación es mucho más compleja.  
La ventaja de la imitación es que requiere de menor esfuerzo inversor y que, si se hace adecuadamente, las probabilidades de tener éxito son mucho más elevadas. Ser un buen imitador puede ser una alternativa válida a la innovación cuando no se cuenta con la infraestructura ni los recursos suficientes para innovar. No podemos permitirnos malgastar esfuerzos y recursos "reinventando la rueda". 
Antes de lanzarnos a buscar soluciones innovadoras, observemos si ya existe alguna respuesta a nuestro problema. Si alguien ya ha comprobado que algo funciona, no tengamos remilgos en imitarle. Y si somos nosotros los que dimos con la solución, compartamos nuestro conocimiento, de modo que otros avancen sobre lo que nosotros alcanzamos, enriqueciéndonos todos gracias a ello. Algo similar es lo que algunos expertos llaman benchmarking.
La imitación tiene mucho que aportar al sector sanitario público español, donde las distintas comunidades autónomas, incluso las distintas organizaciones sanitarias dentro de una misma comunidad, se enfrentan a los mismos retos. No somos competidores, pero carecemos de sistemas para compartir buenas prácticas que nos permitan avanzar y ofrecer un servicio de mayor calidad a nuestros ciudadanos. Compartimos objetivos, compartimos entorno y además, nos guste o no, solemos compartir problemas. ¿Por qué no compartimos soluciones?
A pesar de no tener el mismo reconocimiento social que la innovación, la imitación o la "exitosa adopción, adaptación y/o mejora de ideas que ya han demostrado ser valiosas" puede reportar elevados beneficios sin tener que realizar una inversión tan elevada como la requerida por la innovación. Y en sanidad, donde tenemos la responsabilidad de obtener los mejores resultados posibles con recursos limitados, debemos empezar a compartir lo que hacemos y mejorar entre todos, que la competitividad no es luchar contra el vecino, sino hacerlo mejor con los mismos medios. La imitación puede ser una alternativa viable; al fin y al cabo, todos buscamos lo mismo: alcanzar la excelencia en el servicio que prestamos. 
Read On
Related Posts with Thumbnails