El arte de la elección.

En este vídeo de TED, Sheena Iyengar analiza cómo hacemos elecciones y cómo nos sentimos en relación con la decisión que tomamos finalmente. Creo que podemos extraer de la conferencia una valiosa lección aplicable al trabajo en equipo y una reflexión sobre el proceso de elección al que se ven sometidos pacientes y familiares.

1. Trabajo en equipo.

La presunción de que nuestro desempeño es mejor cuando es el individuo el que elige por sí mismo, sin tener en cuenta a los demás, únicamente es cierta cuando esa persona está claramente separada del resto. 

Cuando dos o más individuos ven que sus elecciones y sus consecuencias están íntimamente relacionadas, haciendo que la elección sea un acto colectivo el éxito de ambos puede amplificarse. 

Insistir en que elijan independientemente, puede, en realidad, poner en peligo tanto su rendimiento como sus relaciones. 

2.  La elección en decisiones sobre la salud.


Iyengar nos expone los resultados de un estudio realizado sobre las consecuencias del poder de la elección en padres estadounidenses y franceses que tuvieron que afrontar la muerte de sus bebés tras sufrir anoxia cerebral. 

En Estados Unidos, fueron los progenitores quienes tuvieron que decidir si retirar el soporte vital, sin el que moriría en cuestión de horas, o mantenerla en el mismo, caso en el cual podría morir en cuestión de días. Si sobrevivía, permanecería en un estado vegetativo permanente, incapaz de caminar, hablar o interactuar con otros. En Francia, sin embargo, fueron los médicos quieres decidieron si y cuándo el soporte vital sería retirado.


Descubrieron que el haber tenido que tomar la decisión o haberla dejado en manos de los médicos, sí tenía influencia en el modo en que los padres sobrellevaban la pérdida. Los estadounidenses expresaban con mayor frecuencia emociones negativas, en comparación con los franceses. Era más probable que los franceses expresaran sus emociones diciendo cosas como "Nos dió una nueva perspectiva de la vida", mientras que los comentarios de los estadounidenes eran: "¿Y si...? ¿Y si...?" o "Siento como si me hubieran torturado deliberadamente". 


Sin embargo, cuando se les preguntó a los padres estadounidenses si hubieran preferido que los doctores tomaran la decisión, todos contestaron "No". Simplemente, no podían imaginarse delegando esa elección en otra persona, incluso aunque enfrentarse a ella supusiera sentirse atrapados, culpables, enojados. 

No pudieron considerar renunciar a elegir, porque hacerlo habría ido en contra de todo lo que les había sido enseñado y todo lo que habían llegado a creer sobre el poder y el propósito de elegir.


Analizar las distintas perspectivas sobre la elección en las distintas partes del mundo, nos ayuda a darnos cuenta de todo el potencial de la elección. Al estudiar otras visiones del mismo tema, podemos ver el acto de elegir en toda su rareza y complejidad y encontrar nuevos ejemplos sobre la importancia de la perspectiva cultural en el ámbito de la salud. 

Para aprender más:
Cuando decidir es un problema.




1 comentarios:

Publicar un comentario

Si te apetece, deja un comentario.

Related Posts with Thumbnails